Etiqueta: The Ocean Cleanup

Interceptor de The Ocean Cleanup saca 50.000 kg de plástico al día de los ríos

El Interceptor es la solución de The Ocean Cleanup, para la basura plástica de los ríos. Interceptor es una plataforma acuática recolectora de basura creada por Boyan Slat, un joven adolescente que quería cambiar las condiciones del agua de los mares.

Es la primera solución escalable para evitar que el plástico llegue a los océanos del mundo desde los ríos.

¿Quién es el joven genio Boyan Slat?

Boyan Slat (27 de julio de 1994), es un prodigioso inventor y empresario holandés que crea soluciones tecnológicas para problemas globales. Es el fundador y CEO de The Ocean Cleanup; una fundación holandesa que desarrolla sistemas avanzados para eliminar el plástico de los océanos del mundo.

Su primer diseño de la plataforma Interceptor lo realizó a la corta edad de 16 años, siendo todo un éxito comercial en el cuidado de los cauces acuíferos.

A los 18 años, Boyan ideó un concepto que utiliza las fuerzas oceánicas naturales para atrapar y concentrar pasivamente el plástico oceánico, a través del cual el tiempo de limpieza teórico podría reducirse de milenios a meros años. En febrero de 2013 abandonó sus estudios de Ingeniería Aeroespacial en la Universidad Técnica de Delft para comenzar la limpieza de los océanos y fundar su nueva empresa.

Como director general de The Ocean Cleanup, Boyan actualmente dirige un equipo de unas 80 personas, pero pasa la mayor parte de su tiempo en investigación e ingeniería, a través de la cual es coautor de una docena de artículos científicos y múltiples patentes de todo tipo, la mayoría de ellas para el cuidado y limpieza del ambiente.

Después de 4 años de expediciones de reconocimiento, pruebas y muchas iteraciones de diseño, el 8 de septiembre de 2018 se lanzó comercialmente el primer sistema de limpieza de océanos del mundo desde San Francisco, poco después se desplegó dentro de la Gran Mancha de Basura del Pacífico.

Describiendo el Interceptor

Alimentado 100 % por energía solar, extrae el plástico de forma autónoma por medio de sensores inteligentes y es capaz de operar en la mayoría de los ríos más contaminantes del mundo sin necesidad de que un operador este encima del mismo.

La plataforma The Ocean Cleanup ha desarrollado un nuevo proyecto en su lucha contra la basura plástica, una nueva versión de Interceptor que saca el plástico de los ríos y es capaz de atraparlo antes de que llegue hacia el océano en menor tiempo que otros métodos.

El director ejecutivo de Ocean Cleanup, Boyan Slat, afirmó que el nuevo modelo de Interceptor se usará para limpiar 1.000 de los ríos más contaminantes de plástico del mundo. Estos ríos son responsables de aproximadamente el 80% de la contaminación plástica del océano.

El Interceptor puede extraer 50.000 kg de basura al día y podría recoger hasta 100.000 kg al día en condiciones óptimas. El dispositivo está diseñado para ser respetuoso con el ambiente, no utiliza sustancias químicas que puedan contaminar las corrientes acuíferas y utiliza fuentes de energía sustentables. Sus baterías de energía solar y de iones de litio le permiten trabajar día y noche sin producir ruido ni gases contaminantes.

El Interceptor de The Ocean Cleanup ya está funcionando en dos lugares: Yakarta, Indonesia, y Klang, Malasia. Un tercer sistema se dirige a Can Tho en el delta del Mekong en Vietnam, un cuarto está destinado a la República Dominicana.

Un poco más sobre el Interceptor

Los residuos del río que fluyen con la corriente son guiados por la banda hacia la apertura del Interceptor. Gracias al diseño del catamarán del Interceptor, el camino del flujo de agua está optimizado para pasar a través del sistema, llevando el plástico a la cinta transportadora. La corriente mueve los desechos a mencionada cinta transportadora, que continuamente extrae los desechos del agua y los deposita en los depósitos del transbordador.

El transbordador distribuye automáticamente los basurales recogidos a través de seis contenedores. Utilizando los datos de los sensores, los contenedores se llenan por igual hasta que alcanzan su plena capacidad.

El Interceptor puede almacenar hasta 50m³ de basura antes de necesitar ser vaciado. Esto significa que es capaz de operar incluso en los ríos más contaminados de todo el mundo.

Cuando el interceptor está casi lleno, envía automáticamente un mensaje de texto a los operadores locales para que vengan a recoger los residuos. Los operadores entonces retiran el transbordador, lo llevan a la orilla del río, vacían los residuos, envían los desechos a las instalaciones locales de gestión de residuos, y devuelven el transbordador al Interceptor™.

El Interceptor ha sido diseñado para la producción en masa y puede ser aplicado en cualquier parte del mundo. Es escalable, por lo tanto pueden trabajar varios Interceptores a la vez, estando conectados por medio de software entre ellos.

Toda la electrónica del Interceptor, incluyendo la cinta transportadora, el transbordador, las luces, los sensores, la transmisión de datos, son alimentados por energía solar. La batería solar esta protegida por capas de aislamiento altamente resistentes, por lo que es amigable con el ambiente. Esto le otorga una autonomía al sistema para operar las 24 horas del día, los 365 días al año sin parar.

Los Interceptores están conectados a Internet, lo que nos permite reunir datos continuos de rendimiento y recolección. También permite a Interceptor notificar automáticamente a los operadores locales una vez que los contenedores están llenos. Posee un software que permite la interconexión y coordinación entre varios Interceptors a la vez, además un sistema de guía por GPS muy preciso para indicar recorridos automáticos sin necesidad de operadores. El software, además de recoger datos sobre su rendimiento y datos estadísticos, puede decidir por inteligencia artificial cuál es el mejor plan a realizar para limpiar los ríos.

Organización De Unión Planetaria

© 2020 Organización De Unión Planetaria.